El Plan de Convivencia del Centro recoge, además de estrategias, protocolos y demás actuaciones encaminadas a regular la convivencia en el contexto escolar, un apartado referido a las normas de convivencia de cada sección.

El conocimiento a fondo de estas normas resulta de vital importancia para todos los miembros de la comunidad educativa, ya que su cumplimiento posibilita una mejor convivencia así como una actitud preventiva ante los posibles conflictos. Más concretamente, el Decreto 114/2011, de 11 de mayo, por el que se regula la convivencia en el ámbito educativo de la Comunidad Autónoma de Canarias, expone que la finalidad de las normas de convivencia es mantener un clima escolar adecuado en los centros docentes mediante el desarrollo de los procesos educativos que faciliten la educación del alumnado en los valores del respeto a los derechos humanos, que propicien el ejercicio de una cultura ciudadana democrática que permita la adquisición del compromiso de su defensa por parte de la comunidad educativa. El incumplimiento de una norma produce un conflicto de convivencia ya que causa un daño directo o indirecto a los miembros de la comunidad educativa.

infatil b

Canalejas

primaria b

Tamaraceite

secundaria b

Rabadán 

Decreto para la Convivencia de la Consejería